aloe vera cara

¿En busca de la eterna juventud? Seguro que te has topado con el Aloe Vera en esa búsqueda, un ingrediente denominado la «planta de la inmortalidad» que se lleva utilizando miles de años por sus múltiples cualidades.

Pero ¿Realmente puede el aloe vera reducir las arrugas y reafirma la piel flácida? Esto es de lo que vamos a hablar hoy, sobre lo que el gel de aloe vera puede hacer por tu piel.

Pero antes de hablar de todos los beneficios de la sábila, vamos a conocer un poco más sobre la ciencia que hay detrás de esta materia verde.

Dentro de cada hoja encontrarás un tejido único y viscoso donde se almacena el agua, y que le da a las hojas de la planta su distintivo grosor. Ese tejido «viscoso» es el gel que se utiliza en los productos de aloe vera.

Y el gel es el que contiene más de 200 vitaminas, minerales y antioxidantes. Contiene vitamina A, vitamina C, vitamina B12, ácido fólico, colina y vitamina E (que tiene el beneficio adicional de ofrecer protección UV para la piel).

Esta inagotable fuente de nutrientes hace que la sábila sea perfecto para el cabello, la piel y la salud en general. En particular, nos encantan sus propiedades nutritivas y regenerantes que reducen las arrugas y tensan la piel caída.

¿Qué causa la flacidez y las arrugas de la piel?

Para saber cómo contrarrestar la flacidez de la piel y las arrugas, es importante entender qué las causa.

A medida que uno envejece, la piel pierde gradualmente su colágeno y su elastina. Esto es importante tenerlo en cuenta, porque el colágeno y la elastina son proteínas encargadas de la estructura de la piel, las que hacen que esté rellena, saludable y joven.

Para empeorar las cosas, con el paso del tiempo los músculos faciales se debilitan, lo que hace que el rostro sea aún más sensible a la atracción de la gravedad.

La exposición a los rayos UV es otra de las principales causas del daño de la piel y del envejecimiento prematuro. Cuando nos exponemos al sol sin protección, la descomposición del colágeno y la elastina se amplifica, lo que causa arrugas y piel flácida.

Por eso siempre decimos que para prevenir las arrugas es esencial utilizar un protector solar SPF 30 a diario, haga sol o esté nublado.

Otra razón de la flacidez puede ser la pérdida de peso. Bajar de peso rápidamente impide que la piel pueda recuperar su tersura, y quedar descolgada. Es por eso que una baja de peso lenta y constante es el mejor camino a seguir.

arrugas

¿Puede el Aloe Vera reducir las arrugas y reafirmar la piel flácida?

La respuesta corta es sí. El aloe vera es el tratamiento perfecto para la flacidez y las arrugas y líneas del rostro. Esto se debe a que el gel calmante hidrata, rejuvenece y tonifica la piel de forma natural.

El gel de la planta tiene unas potentes propiedades antioxidantes, que forman parte de la familia de los polifenoles.

Estos antioxidantes pueden estimular el sistema natural de reparación de la piel y regenerarla rápidamente para que tu apariencia sea más fresca y luminosa.

Los antioxidantes también ayudan a proteger la piel al reducir los daños de los radicales libres, que provocan una degradación del colágeno y la oxidación de las células.

La regeneración de la piel y las propiedades curativas de la sábila también son proporcionadas por sus propiedades antioxidantes y antiinflamatorias. Los compuestos y componentes bioactivos frenan y detienen el proceso de envejecimiento de la piel.

Tanto es así, que estudios científicos recientes han mostrado resultados positivos en el uso del Aloe Vera para las arrugas y el antienvejecimiento.

Uno del Centro Médico de la Universidad de Pittsburgh mostró la reparación y regeneración de células de la piel fotoenvejecidas, es decir, aquellas células dañadas por la exposición prolongada a los rayos solares, y la reducción de las arrugas de los sujetos en el estudio.

Otro estudio de 2009 en los Annals of Dermatology, encontró que sólo 1200 mg/día, 1/4 de cucharadita, de gel puro revertirá significativamente los signos del envejecimiento de la piel en 3 meses.

Las propiedades antienvejecimiento del gel de Aloe Vera reducen las arrugas y mejoran la elasticidad de la piel como resultado del aumento de la producción de colágeno, el componente estructural básico de la piel.

Y cuanto más colágeno produzca tu piel, menos arrugas y menos flacidez tendrás.

Cómo utilizar el Aloe Vera en la piel

aloe vera gel

Para nutrir tu piel con una infusión de nutrientes, nada mejor que aplicar regularmente una crema con aloe vera sobre la piel.

Esto repondrá y preservará los suministros no repuestos de elastina, colágeno y otros nutrientes que se pierden con la exposición al sol y el envejecimiento.

Aquí tienes las mejores opciones que hemos probado para cuidar tu cutis.

Otra forma efectiva de reducir las arrugas y tensar la piel es utilizando una crema casera, como esta mezcla de aceite facial y gel de aloe vera. La mejor manera de mezclarlo es con una proporción de ¾ partes de sábila y ¼ parte de aceite.

Algunos aceites faciales efectivos para tratar la piel flácida incluyen el aceite de coco, el aceite de romero, el aceite de almendras dulces, el aceite de aguacate, el aceite de vitamina E, el aceite de oliva, el aceite de onagra o el aceite de argán.

Si tienes la piel grasa, asegúrate de usar un aceite no comedogénico, que quiere decir que no obstruye los poros ni causa brotes.

Los principales aceites comedogénicos son el aceite de argán, aceite de semilla de cáñamo, manteca de karité, aceite de girasol, y aceite de semilla de amapola.

¿Y porqué no probar un exfoliante a base de sábila? La exfoliación es una parte esencial de cualquier rutina antienvejecimiento. Y por supuesto, la mejor manera de maximizar la exfoliación es con gel de aloe vera.

Solo necesitas 1 cucharadita de gel puro + 1 cucharadita de avena molida + 1/4 cucharadita de aceite de oliva virgen extra. Mezcla todos los ingredientes y aplícalo por toda la cara y el cuello (no se saltes el cuello, es tan propenso al envejecimiento como la cara).

Deja que actúe durante treinta minutos y luego aclara con agua fría. Lo puedes usar semanalmente.

Y para darle un impulso extra antiedad a tu tez, nada como una mascarilla antiinflamatoria calmante, la mejor solución para reducir las arrugas y tensar la piel flácida. La receta es muy fácil, mezcla una parte de pepinos y una parte de gel.

Puedes hacer un poco más y guardarlo en la nevera para que resulte ultra refrescante, o simplemente mezclar lo que necesites. Para obtener la consistencia correcta, tritura el pepino en el procesador de alimentos. Una vez que tengas una textura gelatinosa, puedes empezar.

Deja que actúe durante 30 minutos y luego aclara.

Y si ninguna de estas opciones funciona, nunca esta demás tener cerca una buena crema antiarrugas o estar al tanto de lo que se cuece en lo último de tratamientos antiarrugas.

Cómo prevenir la flacidez y las arrugas de la piel

Cuando quieres que tu piel luzca sana y joven, la prevención es la clave. No hay nada que pueda sustituir a un estilo de vida saludable.

Cuida de tu piel limitando el consumo de alcohol y azúcar, dejando de fumar, teniendo una alimentación saludable y un programa regular de ejercicios.

Si sigues estas recomendaciones, los tratamientos antienvejecimiento, como la crema con aloe vera de Nezeni Cosmetics, serán más efectivos, además evitando el efecto combinado de los conservantes en la piel.

El Mejor Gel de Aloe Vera

¿Listo para añadir Aloe Vera a tu rutina antienvejecimiento? Pues empieza comprando el producto correcto.

Lo bueno es que la sábila es increíblemente barato y está ampliamente disponible. Eso no significa que puedas coger el primer producto que veas.

No todos los geles de sábila tienen la misma composición. De hecho, algunas marcas son bastante liberales en el uso de la palabra «puro».

Algunas botellas dicen que están «hechas con aloe vera puro» pero están cargadas con mucha agua y muy poco de ese gel de aloe vera «puro».

Para asegurarte de que estás comprando un producto de alta calidad, revisa la lista de ingredientes. Es esencial que la sábila aparezca en la lista como el primer ingrediente.

Esto no suele ocurrir con las cremas del supermercado, como las antiarrugas de Mercadona, o estas opciones de Lidl.

Otra manera fácil y divertida de obtener aloe es cultivarlo tú mismo. Son plantas de bajo mantenimiento, todo lo que necesitas es una ventana soleada y agua regular.

Así tendrás un suministro ininterrumpido de gel de aloe vera fresco y orgánico. Cuando estés listo para cosechar el gel, corta la base de la hoja en lugar de las puntas.

¿Sabias que la sábila también te ayuda a tratar el acné? Descúbrelo en este artículo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *